Las lesiones del nervio ciático y su tratamiento, las hemos discutido anteriormente en este espacio. Son principalmente debidas a compresión del nervio en su salida de la columna vertebral. Las lesiones que ocurren por compresión en la columna lumbar en el área de salida del nervio ciático y su tratamiento, son causas comunes de consulta en la práctica general. Mucha gente sufre de eso sin estar conscientes de lo que puede afectar su calidad de vida. Las lesiones del nervio ciático y su tratamiento son temas que deben ser tomados en serio por los médicos tratantes, para evitar a los pacientes sufrimiento innecesario. Dolor del nervio ciático y su tratamiento Aunque puede ser debido a varias causas, generalmente el tratamiento de los dolores del nervio ciático es a base de analgésicos. Siempre que sea posible debe de ser tratado de manera conservadora y en la mayoría de los casos hay buenos resultados. En conjunto con el uso de analgésicos antiinflamatorios, se pueden adoptar medidas para disminuir el dolor en algunos músculos, como es la aplicación de calor o frío, y continuar con actividad física para disminuir la inflamación. En los casos que no se soluciona con el uso de estas medidas, después de dos semanas, es necesario realizar estudios de imagen para evaluar el grado de lesión, comenzando con una radiografía de columna lumbar, y en casos graves la resonancia magnética, que es el único estudio que puede demostrar la presencia de compresión del nervio. También se pueden dar casos de lesiones repetidas del nervio ciático y su tratamiento debe de ser evaluado cada vez para lograr la mejoría. Incluso en casos en que el problema no se soluciona y regresa en muchas ocasiones, se considera la cirugía para reparar el área que se encuentra lesionando el nervio. En estos casos es necesario tener bien documentada el área afectada con estudios complementarios. Siempre es necesario acudir a su médico ante la presencia de dolor que pueda ser debido a lesiones del nervio ciático y su tratamiento debe de ser indicado de acuerdo a las complicaciones que se observen. Lo mejor es no auto medicarse, ya que es posible que haya un compromiso importante del nervio y sea necesaria una evaluación profesional de la lesión y del tratamiento.